viernes, 4 de agosto de 2017

LA NOSTAGIA EN UNA FUNDACIÓN.


Ayer vimos una entrevista con el presidente de la Fundación Nacional Francisco Franco y la verdad, este Sr. no solo no respeta a los españoles que creemos en una democracia, sino que sigue en sus ideas de que con el dictador Francisco Franco estábamos mejor, y si lo dejan todas las libertades de que disfrutamos actualmente salieron de su gran inteligencia.

Esta Fundación que está siendo subvencionada por todos los españoles al ser considerada por el gobierno del Sr. Rajoy y su ex ministro del Interior como una Fundación de interés público  y sigue en su idea de demostrar la “grandeza” del dictador durante las visitas al Pazo de Meirás “propiedad” de la familia del ferrolano.

La verdad es que ese Pazo se regaló a Franco – según la verdadera historia – por suscripción popular consistente en ir la falange puerta por puerta recogiendo o exigiendo una cantidad para hacerle el regalo a su amado jefe.

Ahora caben varias soluciones para resolver este problema: Se hace una expropiación de la propiedad a la familia del dictador.

Se le quita el carácter de interés público a la Fundación y que se las arregle como puedan, pero con la condición de respetar la Ley de Memoria Histórica y si no se consiguiese que sea ilegalizado.

Varios partidos consideran que debería ilegalizarse por "promover el odio" y "atentar contra la dignidad de las víctimas y nosotros desde nuestra modesta opinión pensamos que organizaciones que exalten la figura de un hombre que mantuvo un país sin libertades haciendo la ley a su antojo y mandando fusilar a todos aquellos que él consideraba “ rojo masón” debe ser eliminada para siempre por el odio que lleva dentro y la nostalgia que sus miembros tienen de aquel terrorífico tiempo pasado por los españoles.

 

No hay comentarios: