martes, 25 de julio de 2017

¿DOÑA SUSANA Y LOS NOSTÁLGICOS OTRA VEZ?


¿Qué está pasando en el PSOE otra vez?¿Por qué ciertos dirigentes no obedecen lo que ellos mismos aprobaron en el 39 Congreso Federal?¿Estarán detrás de esos que ahora se rebelan los dirigentes Felipe González Rubalcaba, Zapatero, Susana Díaz y un largo etc. que nunca han querido a Pedro Sánchez?

La numero cuatro del PSOE la andaluza Carmen Calvo ha querido acabar con el desconcierto que están causando las distintas interpretaciones del modelo territorial aprobado en el 39 Congreso Federal. Algunas federaciones defienden en sus ponencias marco el "federalismo cooperativo", como Andalucía, que no cita la plurinacionalidad. Otras propugnan el "federalismo asimétrico", como el PSPV, o incluso se declaran "profundamente autonomistas", como los socialistas extremeños.

Ante esta disparidad de interpretaciones, Carmen Calvo ha dado el asunto por zanjado: "No hace falta poner orden" porque "lo que afecta a la estructura territorial del Estado lo ha decidido el 39º Congreso Federal y se ganó por amplia mayoría".

. "El modelo de la estructura territorial lo decide la Ejecutiva Federal cumpliendo las resoluciones del congreso. Ahí no hay más", ha zanjado.

Las cosas no andan muy bien en un partido donde la andaluza Susana Díaz se está vengando no integrando a ningún “sanchistas” en los delegados del congreso regional que se celebra este fin de semana. Son situaciones completamente distintas" la del cónclave federal, donde sí hubo integración en la elección de los delegados, y la del regional. Para muchos socialistas, la Sra. Díaz intenta desterrar de cualquier cargo a todos los que apoyaron a Sánchez en las Primarias que la derrotaron a ella.

Pero por mucho que Doña Susana quiera hacerle la guerra a Sánchez, no debe olvidar que está comprometida en llevar a cabo lo aprobado en el Congreso Federal, le guste o no le guste, porque todo lo que sea guerrear con Ferráz la llevara a un callejón sin salida o a la salida del partido y eso ella no lo pondrá en peligro porque en su mente sigue apareciendo la posibilidad de algún día instalarse en la Moncloa. Aunque lo tiene dificilísimo.

No hay comentarios: