viernes, 9 de junio de 2017

EL NUEVO GOBIERNO DE LA SRA. DÍAZ.


La Sra. Susana Díaz ha remodelado su gobierno con la idea de no perder las elecciones a la secretaría del PSO Andaluz. La derrota ante Sánchez la ha colocado en un problema ya que hasta estos momentos no tenía ningún oponente en su tierra y ahora ya le sale una corriente de oposición que le han hecho pensar en esa restructuración y así mantener a raya a aquellos que esperan con impaciencia las próximas elecciones…

Doña Susana que tenía en sus manos todo el poder del PSOE a nivel nacional, no supo o no supieron ponerle en aviso que Sánchez estaba ganando votos entre aquellos que hasta ahora nadie de los personajes que dirigían el partido hacia ningún caso.

Quiere darle un impulso político a su gobierno, para tener más peso, y afrontar la segunda mitad de la legislatura con fuerza y encarar así las elecciones autonómicas, una cita en la que muchos fían su renacimiento político.

Con estos objetivos, ha emprendido una remodelación en la que ha reforzado las áreas de gestión y ha prescindido de cinco consejeros, los más quemados por las distintas crisis de estos años. Salen de su gobierno los titulares de Empleo, José Sánchez Maldonado; Sanidad, Aquilino Alonso; Educación, Adelaida de la Calle; Justicia, Emilio de Llera, y Agricultura, Carmen Ortiz.

Seguirán en el gobierno, Rosa Aguilar , pero pasa a dirigir la Consejería de Justicia y la que deja vacante, Cultura, estará en manos del hasta ahora portavoz, Miguel Angel Vázquez. Díaz premia así a su mano derecha en la campaña de las primarias, que será sustituido en la portavocía por otro periodista, Juan Carlos Blanco. Además, entran Javier Carnero, en Empleo; Marina Álvarez, en Salud; Sonia Gaya, en Educación y Rodrigo Sánchez de Haro, en Agricultura.

Con esta remodelación da el relevo a veteranos, que llevaban en su Gobierno desde que Díaz tomó las riendas de la Junta, y, además mantiene los equilibrios territoriales, siempre muy importantes en el PSOE andaluz: todas las provincias están representadas. Aunque continúa Rosa Aguilar, en otra área, los cambios suponen una importante renovación generacional.

También seguirá, eso sí, su vicepresidente, Manuel Jiménez Barrios, pese a las críticas por la falta de impulso político este tiempo.

Quien no ha entrado en ese gobierno y era voz populi que tenía un puesto fijo después del gran trabajo que hizo en Madrid con la Gestora, siempre a favor de la Sra. Díaz es Mario Jiménez, todavía 'número dos' de la Gestora, no ha formado parte de este cambio. También estaba en las quinielas la líder del PSOE en Sevilla, Verónica Pérez, pero se apuntaba que su puesto en la mesa del Parlamento andaluz lo dificultaba.

Ese será el nuevo gobierno que tendrá a su cargo Doña Susana después de la nefasta experiencia de una campaña en la que se creía ganadora de calle y perdió por la prepotencia que puso en toda esa campaña.

Vamos a ver si no es ahora cuando le empiezan los problemas a la Sultana Andaluza.

 

 

No hay comentarios: