sábado, 6 de febrero de 2016

EL JUICIO DE LA INFANTA.


La próxima semana se reanuda el juicio de la Infanta Cristina del caso Urdangarin (también llamado caso Nóos) .Este juicio durará hasta el mes de Junio y según ha comunicado por escrito el despacho de Miquel Roca al tribunal juzgador se emplearán seis letrados que se coordinarán para la defensa y son el propio Roca, Jesús María Silva, tres abogados más de Barcelona y un sexto de Palma.

En el escrito dirigido al tribunal, los defensores de la hermana del Rey comunican que los abogados “se irán sustituyendo entre sí, en función de sus agendas profesionales”, para dar cumplimiento a lo acordado por la sala de dar flexibilidad a los letrados para agilizar el juicio.

A nosotros ese plan de los abogados nos parece bien, pero nos hacemos una pregunta:¿ Quién pagará los honorarios de esos abogados? ¿No seremos los españoles?

Y esa pregunta viene a cuento que todavía sale de nuestros impuestos la vigilancia de ella y su familia no solo cuando están en España, sino también cuando están en Suiza.

El Gobierno debe dejar claro que los honorarios de esos abogados no salen de nuestros bolsillos y si así fuera que aclaren también que leyes acogen estos gastos.

La Infanta aunque ella no quiera admitirlo, es una española más con unos derechos y unos deberes igual que cualquiera de los habitantes de este país. Si ella y su marido creen que tienen privilegios, deben bajar a la Tierra donde la gente no vive como ellos, y  que se pasan los días estudiando cómo llegar a fin de mes.





No hay comentarios: