jueves, 28 de enero de 2016

¿PODÍA NEGARSE RAJOY AL REY?



La negación del Sr. Rajoy a la oferta del rey para presentar su candidatura de investidura hace que encontramos en “un limbo político” aunque la Constitución no admite talantes como los del Sr. Rajoy.

El artículo 99 de la Constitución dispone:

1. Después de cada renovación del Congreso de los Diputados, y en los demás supuestos constitucionales en que así proceda, el Rey, previa consulta con los representantes designados por los Grupos Políticos con representación parlamentaria, y a través del presidente del Congreso, propondrá un candidato a la Presidencia del Gobierno.

2. El candidato propuesto conforme a lo previsto en el apartado anterior expondrá ante el Congreso de los Diputados el programa político del Gobierno que pretenda formar y solicitará la confianza de la Cámara.

La Constitución dice que es únicamente el rey quien puede admitir si el Sr. Rajoy no acepta el mandato real.

La potestad de proponer al Congreso de los Diputados un candidato a la investidura como presidente del Gobierno corresponde en exclusiva al Rey, con el único condicionamiento de que éste, antes de tomar su decisión, debe consultar “con los representantes designados por los Grupos políticos con representación parlamentaria”. Es, pues, una decisión Real autónoma, en absoluto condicionada por el parecer de alguno de dichos representantes, pues es el Rey el único que puede y debe valorar la opinión de todos ellos y tomar esa decisión, extraída solo por él de la ponderación del conjunto de las opiniones y circunstancias que se sustancien en las consultas. Es ésta una de las escasas atribuciones de que goza el Rey, pero es muy relevante pues, en un momento en que aún no se ha constituido el Gobierno que traduzca la voluntad de los españoles expresada en las urnas, la señalada potestad Real, que ninguna otra autoridad puede condicionar o enervar, es, precisamente, la clave que permite la constitución del Gobierno.

Por lo tanto, ¿Rajoy no tenía que haberse marchado a su casa al negarse a un mandato real? ¿Dónde dice la Constitución que un candidato diga no hoy, pero espere usted a mañana?

Vamos a ver qué dirá Rajoy el próximo martes si nuevamente el rey Felipe VI le vuelve

Cabe señalar que, aunque el Rey no haya tomado aún ninguna decisión sobre quien pudiera ser el primer candidato a la investidura como Presidente del Gobierno, de no recaer la decisión Real en Don Mariano Rajoy Brey, se produciría desde luego una ruptura con nuestra tradición democrática desde 1978 (y también con los usos más comunes de la experiencia comparada), cual es que dicho candidato sea el líder del partido más votado.



 

 

 

No hay comentarios: